Sopa fria verde de hierbas

Ingredientes

(para 6 personas)

Para la sopa:
1 trozo pequeño de mantequilla
4 cucharadas de aceite de oliva virgen
1 cebolleta picada
1 puerro picado
1 lechuga limpia y troceada
1’25 l. de agua
1 pastilla de caldo de carne
650 g de guisantes congelados
6 cucharadas de queso fresco y cremoso tipo Filadelfia
2 tazas de brotes de hierbas limpias en agua y escurridas (perejil, perifollo, estragón y albahaca, sobre todo muy importante la presencia de esta última)
Sal

Preparación

De la sopa: En una cazuela amplia añadir la mantequilla y 2 cucharadas de aceite, arrimando a fuego suave. Añadir la cebolleta, el puerro y la lechuga, dejando cocinar 5 minutos, sin que coja color. Verter el agua caliente y la pastilla de caldo. Sazonar ligeramente. Añadir entonces los guisantes congelados, recién sacados del congelador, duros como piedras y dejar que hiervan 4 minutos justos a borbotones fuertes.

Pasar el contenido por un colador y separar el caldo caliente de la verdura cocida. Dejar que se enfríen ambos en la nevera, bien frescos.

Acabado y presentación

Una vez bien frío, introducir la verdura en el vaso de una batidora y accionar la máxima potencia, añadiendo por la boca el caldo frío, poco a poco. Añadimos también las hierbas frescas, el queso y las 2 cucharadas de aceite restantes. Sazonamos si es necesario.

Si vemos que queda un poco espesa, añadimos unos cubos de hielo mientras batimos en la batidora, para que además de aligerar, enfríe aún más.

Si queremos que la sopa quede muy fina, la pasamos a través de un colador.